Alimentación

Los niños y adultos con Trastornos Generalizados del Desarrollo, por regla general, presentan problemas relacionados con la alimentación. El cuidado de la dieta es fundamental, ya que puede poner en riesgo la salud y el desarrollo del niño. Diversos estudios han comprobado que una dieta adecuada y libre de tóxicos disminuye los síntomas del TGD, muestra mejoras en las áreas cognitivas y puede reducir las convulsiones. Aunque una dieta especial pueda significar un incremento en los costos por alimentación, esta dieta puede a su vez disminuir los gastos por complicaciones médicas y terapias.

Recomendación: Para personas con TGD, es recomendable llevar una dieta libre de gluten (dieta celíaca), libre de caseína y libre de tóxicos.

Dieta libre de gluten y caseína

Descarga estos recetarios para preparan los alimentos más adecuados sin gluten, caseína ni tóxicos.